Blogia
Con Sal en los Labios

Para ustedes con amor...

Para ustedes con amor...

Estos días algo me ha pasado, es como si de pronto se me hubiese ido toda inspiración, o no sé por donde comenzar a escribir... Entre tanto y tanto de navidad, cenas, fiestas, regalos y año nuevo, parece que yo me he quedado sin nada... a pesar de tener tanto. Pero creo que todo es una confusión, o una fusión de tanto sentimiento que hay dentro de mí...

Voy camino a casa tratando de escribir, para ver si entre líneas encuentro la respuesta a qué es lo que me pasa. Será precisamente eso, eso que se me ha venido a  la cabeza de repente al escribir; será precisamente que no me pasa NADA... O será que al contrario, me pasa la vida por primera vez, y en forma maravillosa, y aún no me doy cuenta...

Cada instante, cada día, nacen en mí mil historias que contar, cosas nuevas por decir, tanto que quiero conocer, de tanto que he vivido y a veces no comprendo, y talvéz aún no asimilo. Y quisiera escribir tanto para así conocerme mejor, en esta metamorfosis que creo me acontece... Es como si un cambio estuviese ocurriendo en mí, extraño, ajeno, no esperado... Y yo aquí, pequeña, asustada, con la cara llena de angustia, y el alma llena de confusión, ante este gigante llamado por el destino, "futuro".

Qué intento? Será consciente o inconsciente? No lo sé, en este año que está por concluir, me he dejado llevar por el corazón, y aún no sé si ha sido para bien o para mal. Será que estos tiempos de navidad están actuando sobre mí en una forma que no logro comprender... No sé siquiera qué es lo que está ocurriendo en mí. Y de este tipo de situaciones, nacen los cambios más sorprendentes; lo único curioso, es que se siente el cambio en progreso, pero no se sabe hacia donde va.

Talvéz esto que siento provenga de que en este año además, me he dejado llenar de una literatura exquisita, que está más allá, mucho más allá de cualquier estantería de librería, sencilla o elegante... Una literatura que no tiene editores, ni publicistas, ni precio; pero que está -talvéz-, más llena de vida y de espíritu, que toda la demás. Este año les he descubierto a ustedes, "los blogeros", los que han llenado mi vida de historias inimaginables para mí, de acertijos que no conocía y que aún no logro descifrar del todo, y de puntos de vista que antes me estaban negados por no conocerles, ni en letras...

Ustedes, me han llenado de vida, de amigos invisibles, que ni conozco ni imagino, pero que al roce de una tecla siempre están ahí, y que van conmigo a todo lugar con solo que recuerde en un pensamieto sus palabras. Es curioso si uno se detiene por un momento y hace que el cerebrop deje de pensar un instante, ver lo que un pequeño "blog" puede comenzar a hacer en uno como individuo.

Tiempo atrás, abría el "Google" para ver si encontraba algo "interesante" que me sacara del ajetreado mundo monótono, pero siempre diferente del trabajo y los oficios. Hoy por hoy, descubro cada día la iniciativa, la vida, la expresión de tantas personas, totalmente lejanas, que al igual que yo, sueñan y viven a pesar de todo, y que por cosas de la vida siento tan cercanas a mí, aunque un día caminando por la calle, puede que nos crucemos en el camino y ni siquiera nos reconozcamos.

Y por eso, talvéz analizando un poco, lo que ocurre es que además de un cambio, sucede, que entre todo lo que les leo, ya no sé ni por dónde empezar a escribir, ni qué cosa contar... Por eso quise escribir esto que es pura sinceridad, una confesión de que tengo una nueva parte de mi vida que está haciéndose un espacio en mi interior, y ahora, camino a casa, veo en mis palabras reflejada la razón. Es este sentimiento nuevo, y desconocido por esta red de gente que dirige sus pasos más allá de el camino ya trazado, y que quiere más y da más para el mundo, cambiando pensamientos, compartiendo vivencias y haciéndose espacio en un corazón a la vez...

Todo gracias a la literatura, a ese grupo de palabras que se unen para llenar el alma, y hacernos volver a pensar en tantas cosas, y hacernos revivir ese derecho dormido, pero siempre vivo que se llama libertad de expresión. Gracias a todos por sus palabras, por sus historias, por sus opiniones, y por los cambios que logran cada día, en tantos corazones, con solo el hecho de compartir, al dejarse leer, e inspirarnos más al leernos y regalarnos unas palabras ... Y pensar que algunos expertos en literatura se atreven a decir que ya la gente ni gusta leer, ni gusta escribir... Vaya, se ve qué poco que leen! (Ellos por supuesto, jamás nosotros).

Un abrazo, y mis mejores deseos de felicidad en esta Noche Buena. Abrazos para todos, y bendiciones para sus familias! Y a esperar paciente esos cambios internos y externos que se aproximan, esperemos que para mejor...

Que la pasen lindo y llenos de amor!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

Maldito Duende -

Todo el tiempo la inspiración va y viene. Lástima que a mí no me viene nunca.
No te preocupes porque cuando menos te des cuenta, ella estará sorprendiéndote y ete ecnontrarás escribiendo sin parar y deleitándonos con tus palabras.
Te dejo un beso de FELIZ AÑO NUEVO

PrincesadelGuisante -

Feliz Navidad, ojalá todos tus cambios terminen en aquello que esperas o, aunque sea inesperado, en algo muy bueno para ti.

Nicolás -

Te deseo lo mismo: unas muy felices navidades. Yo ahora mismo cojo el coche y me pongo a conducir... back home :-)

Trini -

En principio no te preocupes por las musas, quizá al igual que las mías esten de compras y ultimando los detalles de sus particulares fiestas, quién sabe. Ya volverán(eso espero)

Luego darte las gracias por este precioso Post. En efecto, esto es un mundo aparte, lo de las blogs quiero decir, nunca imaginé que podía aprender tanto y recibir tan grandes regalos como se recibe aquí.

Un abrazo y unas felices fiestas para ti.
Besos
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres